Estás aquí: Portada > Tu siervo escucha

SUS MUCHOS PECADOS ESTÁN PERDONADOS PORQUE AMA MUCHO

{id_article}|

Es frecuente oír esta expresión: "eso no tiene perdón de Dios" cuando se refiere a una acción que tiene graves consecuencias para los demás: abusar de la confianza de un inocente, lucrarse a costa de empobrecer a otros, malversar dinero de todos los contribuyentes... los impuros no tenían perdón de Dios para los contemporáneos de Jesús.

La pureza y la impureza están marcadas por la ley en aquel entonces, ¿y hoy?. En su origen, la ley expresaba la alianza de amor mutuo de Dios con el pueblo. Esta ley de amor se fue complicando con prácticas que lucraban a los dirigentes religiosos y que hacían olvidar la justicia, la misericordia, la fidelidad. Por no amar pecó el rey David.

En casa del fariseo Simón, Jesús da una catequesis definitiva sobre el perdón: Dios siempre perdona cuando el amor se expresa arrepentido. "¿Quién de los dos amará más?...supongo que aquel a quien le perdonó más". A la mujer le dijo: "Tus pecados están perdonados". No han salvado a la mujer ni el dinero, ni el poder, ni las influencias, ni la belleza femenina... le salva la fe que lleva al amor arrepentido: perfuma, llora, seca con sus cabellos; la mujer le ama y entra en la comunidad de Jesús.

Ora: yo sé que me quieres, Jesús porque eres bueno; confío en tu misericordia; te pido por mis hermanos; que entre todos construyamos es mundo que Tú has soñado con el Padre y el Santo Espíritu. Tu perdón hace nueva mi existencia; ayúdame a hacer real la experiencia de tu Apóstol Pablo: "vivo yo, pero no soy yo, es Cristo quien vive en mí".

Jaime Aceña Cuadrado cmf.

Viernes 14 de junio de 2013, por Parroquia Nuestra Señora del Espino


Agenda
« mayo de 2018 »
L M M J V S D
30 1 2 3 4 5 6
7 8 9 10 11 12 13
14 15 16 17 18 19 20
21 22 23 24 25 26 27
28 29 30 31 1 2 3
Próximamente...